PASTAZA: Para octubre se prevé que entre en funcionamiento planta de agua Río Blanco

Se prevé que para el mes de octubre esté lista para operar y para entregar a la ciudad de Puyo su aporte de 160 litros por segundo de agua potable.

Acompañado de los medios de comunicación, en la mañana del jueves 20 de julio, el alcalde Roberto De la Torre, realizó un recorrido de obras por el proyecto de mejoramiento del sistema de agua potable de Río Blanco, con la finalidad de cerciorarse del avance de los trabajos y para explicar sobre los beneficios que esta nueva planta brindará a la ciudad de Puyo.

El Ing. José Luis Fernández, en calidad de superintendente de obra, supo explicar, que el proyecto se encuentra en un 54% de avance, lamentablemente con un pequeño retraso por cuestiones de mal tiempo. Que el rubro más fuerte es la construcción del tanque, pero está previsto terminarlo a fines del mes de agosto, el resto son rubros pequeños que serán concluidos en septiembre.

A criterio del fiscalizador del proyecto Robert Naveda, esta obra que le cuesta al Municipio una inversión de USD 1´150.232,93 dólares, garantizará a la ciudad de Puyo, recibir agua potable de calidad, puesto que contará con un buen sistema de tratamiento de agua, con filtración, sedimentación y cloración. El plazo original es de 180 días con una ampliación a 60 días más.

El Burgomaestre, acotó que hasta el momento se cuenta ya con la construcción de hormigones en un 65% y la instalación de 67 toneladas de acero, lo que significa que la parte más dura de la construcción estará por terminarse hasta el mes de agosto. Luego de ello viene una etapa más rápida que será de colocación de equipos. Un rubro adicional que se ha previsto es la construcción de una nueva captación de agua con una inversión aproximad de USD 80.000,00 dólares.

Como ya se dijo, la obra estará lista para el mes de octubre y aportará con un total de 160 litros por segundo de agua potable a la Ciudad, específicamente para los barrios de la parte sur como son: Los Ángeles, La Merced, Santo Domingo, Mariscal y La Unión. Pero el objetivo es crear un sistema de interconexión, de tal manera que, pueda aportar también al resto de barrios a través de un juego de válvulas.

En cuento a la planta del Rosal, está quedará como un centro neurológico para regular la distribución del líquido vital hacia la Ciudad, de acuerdo a la demanda. Para lo cual se están haciendo trabajos de reparación y mantenimiento de los tanques.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *