Pastaza: Mayores kichwas buscan enseñar legado de sus ancestros a jóvenes

Miguel Aranda, uno de los pocos mayores que aun conserva la tradición del ancestro indígena kichwa en Pastaza, en la confección de los canastos llamadas “ashangas”, construidos manualmente con bejucos nativos de la selva.

Con mucha nostalgia dice que quiere forma un centro de enseñanza en su comunidad (Paushi Yaku) para que los jóvenes y mujeres aprendan este legado de sus abuelos, pero no hay apoyo de las instituciones.

Las ashangas o canastos sirven, especialmente, para transportar la yuca desde las chacras o purinas donde caminan largos trayectos, en medio de la tupida selva, para llegar a casa; muchas mujeres caminan incluso descalzas…

Hay de diferentes tamaños; una ashanga grande como la foto se demora un dia, porque primero toca prepara la materia prima, sacado de la selva, e ir tejiendo minuciosamente cada tira de bejuco a mano

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *