Reporte: Qué pasará con la ex Hacienda Té Zulay tras detención de Antonio Vargas?

Los dirigentes indígenas de las máximas organizaciones del país, como la CONAIE y La Confenaie, han expresado su rechazo a al detención y encarcelamiento del Kichwa Antonio Vargas, quien fue trasladado al Centro de Rehabilitación de Macas para que cumpla su sentencia de tres años y mas tras orden de un juez.

Lenín Sarzosa, abogado de la Conaie, explicó que Vargas, desde 2017, enfrentaba un proceso por uso ilegal y tráfico de tierras en el caso Té Zulay.

Varias organizaciones indígenas de la Amazonía ecuatoriana se habían posesionado de la hacienda Té Zulay reclamando tierras para cultivar, entonces es un proceso con tintes políticosLenín Sarzosa, abogado del movimiento indígena

Sarzosa agregó que Vargas fue sentenciado a tres años ocho meses de prisión, pero luego un tribunal de Pastaza, en segunda instancia, señaló que, al ser miembro de pueblos y nacionalidades indígenas, se debía hacer efectivo el artículo 10 del Convenio 169 de la OIT sobre pueblos indígenas y tribales, es decir, que se le imponga sanciones alternativas al encarcelamiento.

En ese marco, agregó, el exdirigente estaba cumpliendo la sentencia con trabajos comunitarios.

Sin embargo, un juez de Pastaza emitió una orden de encarcelamiento y Vargas está detenido en la cárcel de Macas, añadió el abogado.

Sarzosa anunció que, en los próximos días, presentarán varias acciones, entre ellas, una acción de habeas corpusporque considera que la detención es ilegal.

En 2019 hubo un enfrentamiento en Pastaza que dejó heridos

En el año 2000, Antonio Vargas formó parte de un efímero triunvirato de tres horas, que lo integraron además el general Carlos Mendoza y quien era presidente de la Corte Suprema de Justicia, Carlos Solórzano.

Sucedió en el derrocamiento del entonces presidente Jamil Mahuad.

El juez de Pastaza Erik Vasquez en 2017 había emitido una orden de desalojo de los predios de la ex hacienda Te Zulay, ubicada a un costado en la vía Shell-Puyo, que determinó como una invasión, pero eso no se ha cumplido hasta la fecha, concomitante con aquella orden había una demanda en contra de Vargas por parte de Rene Zambrano ex propietario de la empresa thehouse por incumplimiento de compra venta por parte de Vargas y que le adeudada mas de 300 mil dólares que debía cancelar.

Ahora se preguntan los ciudadanos y los propios indígenas que estando Vargas en la cárcel se podría dar ese desalojo y llegar a determinar la solución del conflicto judicial?

Dentro de la Conaie hay preocupación por el encarcelamiento de Vargas, pues consideran que es una persecución, a pocos días de que se realice el congreso del movimiento indígena, entre el 25 y el 27 de junio en Tungurahua

La historia

A fines de la década del veinte, el sector donde se asienta Shell, recibe el ingreso de dos familias extranjeras, que previo arreglo con el gobierno, vinieron a radicarse, para ello, provenientes de Checoslovaquia, Don Vilem Kubes Adameck, con su familia instalan la Hacienda  Moravia y el brasileño Amaral Murthiño la hacienda Zulay, la finalidad dedicarlas a la agroindustria, con  la producción de aguardiente, ambas se constituyeron en embotelladoras de Licores. En el caso de la Zulay a partir de 1968 de dedico a la industrialización del Té.

Algunos datos revisados sobre el tema  coinciden que en el lugar donde hoy se asienta Shell, los indígenas  lo llamaban “Cuchimondongo”, ya que era el lugar donde llegaban a la cacería de puercos sahínos, puesto que estos acostumbraban a concentrarse y a veranear o descansar en grandes manadas, a tal punto que había un amplio sector escampado,  en la parte alta de la Zulay que lo llamaban “Loma Pelada”.

Prácticamente en la caminatas  de Mera a Puyo se lo realizaba en una sola Jornada, por lo que Shell aún no aparece como un tambo o pueblo.

Proceso de demanda

A mediados de 2007 se estableció que la empresa Dierikon S. A. era la última propietaria de la hacienda Zulay, ubicada en Pastaza, por lo que debía asumir el pago de un crédito que, en ese entonces, sumaba alrededor de 1,5 millones de dólares. Esto porque Filanbanco, uno de los anteriores propietarios, no había cumplido con la cancelación del préstamo estatal. En tales circunstancias, el fideicomiso AGD No Más Impunidad, establecido para recuperar dinero público y de los depositantes comprometidos durante la crisis bancaria, inició la expropiación del terreno un año más tarde. Pero el litigio aún no ha sido resuelto.

Entre tanto, en el predio de más de 1.200 hectáreas, estarían asentadas más de 5.000 personas, quienes integrarían 12 organizaciones de diversa índole. Todos aducen ser de escasos recursos y afirman ser los dueños de sus lotes. Quienes ocupan las tierras han construido covachas de madera con techos de zinc y han parcelado los lotes para el cultivo de yuca, maíz y otros productos que les sirven para su alimentación diaria.

También, mediante mingas, han abierto senderos para acceder al interior de la hacienda. Mientras, tres depositarios judiciales fueron posesionados a partir de 2008, con el encargo de que custodiaran los predios, la maquinaria y el equipo de que disponía la fábrica de té. El último de ellos, Jorge Villena, dijo en 2012, que gran parte de la maquinaria había sido sustraída, pero no cuantificó el perjuicio económico. Adujo que todo se debía a la gran extensión del terreno y a la carencia de seguridad.

Un dirigente indígena,  dijo representar a la Corporación de Arte y Cultura Amazónica Callary Causay, cuyos más de 400 integrantes viven en el lugar, planteó la urgencia de unir a las agrupaciones en una sola organización provincial. Esta entidad tendrá la responsabilidad de unificar el trabajo para la elaboración de una propuesta destinada a crear planes de trabajo y a pedir al Gobierno que les dé la oportunidad de quedarse en el predio. Así mismo, José Zambrano, uno de los invasores, dijo que había laborado en Zulay por más de 15 años y que no recibió liquidación alguna tras su cierre, por lo que reclamó sus derechos mediante la ocupación de un terreno en la hacienda.

Orden de desalojo

El abogado Marco Vargas Zúñiga, patrocinador de las partes afectadas de ese entonces , informaba el viernes 27 de octubre de 2017, que llego a su casillero la notificación del juez Erik Vásquez Llerena de la Unidad Civil dando a conocer la orden de ejecución /desalojo/ de  las bienes /personas/ asentadas ilegalmente en la ex hacienda Te Zulay, en base a una sentencia dictada por la Doctora Sonia Cuenca dentro de la causa civil por recesión o resolución de un contrato de la promesa de Compra Venta establecida entre el señor Marcel, de la empresa Dierikcon y Antonio Vargas Huatatoca, y que no se cumplido por lo que el actual gerente de la empresa Rene Zambrano presentó una demanda en contra de Vargas por no haber cumplido la promesa de compra venta, en la cual se sentencia a Vargas a un pago de 350 mil dólares y no acudió a la audiencia.

La ex hacienda Te Zulay, una novela que no acaba http://www.notiamazonia.com/uncategorized/u-hora-18h00-juez-ordena-desalojo-de-predios-de-ex-hacienda-te-zulay-en-pastaza/?fbclid=IwAR31RFC9UC9KPYXnx5ybo2P6doWe4wFz1M6nZ6Cn4M76oqsYWSNOOJJcpJY

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.